Open Evidence es la primera spin-off de la UOC. En sus primeros años de vida ha logrado llevar a cabo importantes encargos por parte de organismos e instituciones de prestigio, como la Comisión Europea, el Gobierno de Italia o la Fundación Jaume Bofill.
 
Formada por un equipo de profesores, investigadores y consultores con más de veinte años de experiencia, la compañía se dedica a ofrecer servicios de consultoría y elaborar investigaciones socioeconómicas y tecnocientíficas en las áreas de salud, bienestar, consumo, políticas públicas e innovación.